23 de mayo de 2024

Santa Fe 24 Horas

Portal de Noticias

Una nena festejó el fin de la quimio: “Una reina, con los pelos locos creciendo”

A fines de febrero de 2022, cuando volvían de las vacaciones, Aldana notó que su hija Milena de cinco años tenía “una fiebre rara”, que aparecía y desaparecía sin razón aparente.

Su pediatra, que no estaba atendiendo, hizo una excepción ante el llamado de Aldana, su mamá, y decidió verla. “Estábamos todavía con el tema del coronavirus. Muchos decían que debía hisoparla, pero para mí algo no andaba bien. Veía algo raro. Su pediatra le tocó el abdomen y me preguntó si iba bien de cuerpo. Ahí sintió un bulto del lado izquierdo”, contó.

“Le pidió una ecografía urgente que le hicieron en la Fundación Hospitalaria. Allí detectaron que no se trataba de un simple quiste: “Era una masa mucho más grande de lo que creían, así que la dejaron internada”, recordó Aldana.

Al día siguiente, luego de una tomografía computada, el equipo médico, con el oncólogo a la cabeza, le comunicó a los papás de Milena que tenía cáncer, precisamente el tumor de Wilms.

Milena, sonriente junto a las personas que la acompañaron durante toda la internación (Foto: Aldana mamá de Milena).

Milena, sonriente junto a las personas que la acompañaron durante toda la internación (Foto: Aldana mamá de Milena).

“Medía más que su riñón izquierdo y tenía ambos pulmones tomados por la metástasis. Había que empezar el tratamiento de forma urgente porque el tumor podía ir para la cabeza. El objetivo no solo era disminuir el tumor, sino también que no continuara avanzando”, explicó.

En total, Milena se sometió a 42 sesiones de quimioterapia y ocho operaciones. Una de las mismas fue para sacarle el riñón derecho y otras para combatir la metástasis de los pulmones y limpiarlos. De marzo a diciembre de 2022 Aldana y Milena permancieron internadas en el sanatorio.

“La devastó a tal punto que le generó una miopía, porque la medicación era muy fuerte. Perdió casi todo el calcio. Desgaste en su piel, resequedad, y manchas en varias partes del cuerpo. Obviamente no fue al colegio en todo el año y no podía estar con gente porque no tenía defensas. Éramos solo ella y yo en el sanatorio”, recordó Aldana.

Daniel fue el enfermero que la recibió el primer día de internación y el que la despidió cuando fue dada de alta (Foto: Aldana mamá de Milena).

El 27 de diciembre de 2022 Milena recibió su última quimioterapia. No llegó a someterse a rayos, dado que los ganglios linfáticos no estaban enfermos. Daniel, su enfermero durante todo el tratamiento, la esperó a la salida. Era una persona fundamental porque fue el primero en darle la bienvenida cuando empezó su proceso de internación.

Ese instante quedó registrado en un video que la mamá de Milena compartió en TikTok y que, a través de una publicación en X de Mariana, una amiga cercana a la familia, se volvió viral. En las imágenes se ve a Milena, junto a su madre y Daniel, celebrnado el final del tratamiento. De fondo, la canción que ambas escucharon durante todo el proceso.

Un año después, el pelo de Milena creció y su estado de salud evoluciona favorablemente (Foto: Aldana mamá de Milena).

Un año después, el pelo de Milena creció y su estado de salud evoluciona favorablemente (Foto: Aldana mamá de Milena).

“Bailamos y festejamos que nos íbamos. Si bien sabíamos que nos quedaban tres años de controles exhaustivos, revisaciones y seguimientos, el hecho de irnos era sinónimo de que algo había terminado”, sostuvo Aldana.

“Se cumple un año de este video maravilloso. Mile está hecha una reina, con los pelos locos creciendo y llenando de alegría el mundo”, escribió Mariana junto a su publicación viral.

Milena vive junto a su papás y sus hermanos en Parque Chacabuco (Foto: Aldana mamá de Milena).

Milena vive junto a su papás y sus hermanos en Parque Chacabuco (Foto: Aldana mamá de Milena).

“Fue muy difícil todo lo que nos pasó. A veces uno se hace tanta mala sangre y la vida va por otro lado. Yo tuve que vender mi fondo de comercio y dejar de trabajar, porque necesitaba estar el 100% internada con ella. Mis papás me ayudaron mucho con mis otros dos hijos. Mi marido era el único que trabajaba y como podía, porque eran días muy duros. Fue un desorden familiar terrible”, agregó Milena.

“Me di cuenta de que todo esto nos sirvió para que la familia se uniera aún más, con el objetivo de no dejarla caer nunca. Le dimos batalla todos, aprendimos y nos dimos cuenta de que esto es lo que vale: estar sanos, juntos y todos para adelante”, completó.

Por TN Sociedad