29 de mayo de 2024

Santa Fe 24 Horas

Portal de Noticias

En el sur de Santa fe investigan abuso a nena de 12 años que está embarazada

La Justicia investiga un presunto abuso contra una nena casildense de 12 años que cursa un embarazo de siete meses, aunque aún no hay ningún imputado por el hecho y tampoco surgieron elementos que posibiliten avanzar en tal sentido.

El caso llegó al Ministerio Público de la Acusación (MPA) a partir de una denuncia, que además es visibilizada por el Colectivo de Mujeres Ni Una Menos de la ciudad del sur santafesino.

Así lo indicaron a La Capital fuentes cercanas a la investigación al sostener que la chica es “reticente” a hablar, mientras que su mamá manifestó que lo sucedido podría ser fruto de una relación que su hija habría mantenido con un adolescente de 14 años.

Sin embargo, la Justicia no logró hasta ahora acreditar la existencia del supuesto novio al que hace referencia la progenitora de la niña embarazada, lo que despierta interrogantes que el fiscal busca responder para esclarecer lo que realmente ocurrió con la niña.

Aunque el episodio se produjo a principios del año pasado recién fue denunciado hace apenas un mes y con reserva de identidad en la Comisaría de la Mujer, lo que motorizó la investigación que lleva adelante el fiscal Emiliano Ereth.

El funcionario del MPA de Casilda ya pidió la realización de una cámara Gesell para que la menor sea entrevistada por un grupo de profesionales y pueda brindar su versión del hecho.

Pero la medida todavía no pudo llevarse adelante a causa de las restricciones impuestas en el marco de la pandemia y que también limitan el desarrollo de la actividad judicial en el sur santafesino.

Desde el área de Desarrollo Social del municipio, que tomó conocimiento del caso al mismo momento de ser radicada la denuncia, indicaron que “se está trabajando fundamentalmente en el acompañamiento de la nena y su familia”.

Y en esa misma línea explicaron que se “llevaron adelante todas las actuaciones pertinentes para velar por la contención y resguardo de la chiquita poniendo a disposición todas las herramientas necesarias”.

El hecho trascendió públicamente a través del Colectivo Ni Una Menos Casilda, que visibilizó su “consternación” por medio de un comunicado donde además plantea una serie de interrogantes y exige el esclarecimiento del caso y el resguardo de la nena.

“Es un tema sumamente complejo y delicado, por lo que tenemos que ser cautelosos y prudentes fundamentalmente para proteger a la nena”, indicaron las mismas fuentes. No obstante, resaltaron que “seguramente se va a llegar a la verdad de lo que sucedido” para finalmente aclarar que “no hubo ningún planteo de interrupción de embarazo”.

Fuente: La Capital